Estados Unidos y Perú realizaron gran ejercicio y simulacro de ayuda humanitaria en la Costa Verde

Aproximadamente 50 Infantes de Marina de los Estados Unidos conjuntamente con efectivos de las Fuerzas Armadas, Policía Nacional y Bomberos del Perú realizaron hoy un gran ejercicio y simulacro para casos de desastres naturales y ayuda humanitaria, siendo desplegados de los buques USS Somerset (LPD 25) y BAP Pisco en la playa Agua Dulce de Chorrillos, en la Costa Verde.

El público pudo apreciar el ejercicio y simulacro conjunto.  Con gran eficiencia y coordinación se desarrolló operaciones de despliegue de equipo y personal para responder a un desastre natural, brindar cuidado médico en el campo, mejorar la interoperabilidad entre el Perú y los Estados Unidos, y preparar la capacidad de respuesta rápida en caso de crisis humanitarias o desastres naturales.

El Encargado de Negocios de la Embajada de los Estados Unidos Mark Wells resaltó: “Estos ejercicios conjuntos de respuesta rápida ante desastres naturales forman parte de la estrecha y continua cooperación entre el Perú y los Estados Unidos.  Buscan mejorar la interoperabilidad, preparación y capacidad de respuesta en caso de crisis humanitarias o desastres naturales”.

Desde el 2006, el Programa de Asistencia Humanitaria del Comando Sur del Departamento de Defensa de los Estados Unidos ha invertido más de 44 millones de dólares en 277 proyectos en el Perú para la prevención y manejo de emergencias.  Estos proyectos incluyen la construcción de Centros de Operaciones de Emergencia Regional (COER) en 15 regiones del Perú.  Actualmente se encuentran en construcción cuatro complejos de gran escala más para asistencia humanitaria y respuesta a desastres.  Hace pocas semanas la tercera visita del buque hospital USNS Comfort al Perú brindó atenciones médicas durante los primeros cinco días de noviembre en el puerto de Paita, Piura, en beneficio de más de 6 mil pacientes.

Los Estados Unidos destinó más de $8,3 millones en el Perú para apoyar la respuesta humanitaria ante las fuertes lluvias e inundaciones del Niño Costero del 2017, y proporcionó diez helicópteros y dos aviones de transporte C-130 “Hércules” para apoyar misiones de búsqueda y rescate y puente aéreo humanitario para provisiones.